ENERO. CAMELLOS. CALLE PARA SIEMPRE

CAMELLOS calle para siempremanuel leon amarillo penfede pen marron

LimboStarr, 2019

Calle Para Siempre de Camellos comienza con una conversación de “pillar droga”, la desidia y aprovecharse de tus amigos en estos tiempos que corren, sin vaselina ni nada. “Llamar” con tan solo 1 min de duración, nos presenta a la perfección lo que será este disco.

La banda madrileña, quiere dejar claro que lo es desde el principio. Ya nos quedaba claro con su primer disco, titulado Embajadores (2017), barrio de Madrid famoso por sus conexiones, la Tabacalera y desgraciadamente por ser hasta mediados de 2018, el lugar de recogida de las “cundas” (Los taxis de la droga); y ahora su segundo disco comienza con Mazo, tema que habla irónicamente de lo guay que es vivir en Madrid, y algo de lo que los locales nos enorgullecemos tanto, el agua de Madrid. Si hubiera un nacionalismo madrileño, sin duda Mazo sería nuestro himno.

Tanto Mazo, como las siguientes dos canciones del disco, Arroz con Cosas y Pesadilla en el Hotel, habían sido los adelantos, así que ya sabíamos un poco a qué atenernos con el Álbum.

Si le tuviera que poner un tema a alguien para que se enamorara locamente de Camellos como lo estoy yo y todo mi grupo de amigos, este sería Arroz Con Cosas. Su tema con más reproducciones ya que su letra no deja a nadie indiferente. “…yo a tu edad, tenía tu edad…”

Y precisamente, la letra es en lo que destaca este grupo. Camellos ha encontrado su nicho, no hay nadie como ellos en este país. Las letras tienen cierto poso de humor pero no llegan a ser paródicas o absurdas al nivel del “tontipop”, sino que son sumamente inteligentes y conectan con una generación que muy pocas veces tiene voz.

camellos 03 pop rock indie discomesHealthy, quinto tema del disco con su “Bling bling bling, brilli brilli brilli” es su canción más rara del disco, con ese spanglish, que precisamente critica esa moda de decir palabras en inglés porque si, “porque es cool”

Tentaciones, es la segunda parte, en mi opinión, de su primer gran éxito de su primer disco, Becaria, ya que también habla de la situación laboral de los jóvenes en España. Si la primera habla de lo difícil que es encontrar trabajo, por muy preparado que estés, esta segunda habla de un trabajador que cree que su jefa está enamorada de el porque le pide que se quede más horas e incluso trabaje en fines de semana, porque es la única razón a la explotación laboral. Frases como “…Se murió mi padre, me hizo ir a currar. No le puedo gustar más…” nos lo deja bastante claro.

Sabor a Cobre, es la canción más “Embajadores” del disco. No se nota tanto en ella la progresión aunque instrumentalmente es muy superior.

Mudanza y Tarde de Cine son las canciones más corearles del disco y con las que mejor nos lo pasamos en el concierto del 13 de Diciembre en la Sala Independance (Reseña en la web).

Destacar Vaya a La Cárcel, canción critica a la sociedad actual en la que ya no se pueden hacer bromas de nada por los “ofendiditos”. Ensalza la sociedad de los 90. Muy recomendable escuchar el remix que BRONQUIO hizo de la canción y que si escuchas una vez, ya no podrás volver (desgraciadamente) a la original.

camellos 01 pop rock indie discomesPara finalizar el disco, la banda decidió hacer una canción titulada Es Tan 2020, una canción de predicciones para esta nueva década que comienza. Spoiler, todo va a ser igual y todos vamos a ser igual de “gilipollas”.

Si ya lo pensábamos con el EP de Arroz Con Cosas (2018), el cual curiosamente no incluía la canción con el mismo nombre; con Calle Para Siempre lo corroboramos. Es un disco sumamente maduro y la perfecta carta de presentación de los nuevos Camellos. Esperamos que puedan llegar a más y más gente cada vez. Realmente, esta es la música que debería escuchar la juventud.

 

revistaindie.com es una publicación Copyleft